Grabe con láser prácticamente cualquier diseño sobre placa, incluso motivos de filigrana o diseños complejos. Las grabadoras láser son especialmente idóneas para el procesamiento de una gran variedad de materiales, independientemente de si se trata de fabricación en serie o de una sola pieza. Cree señales de forma y rápida y eficiente para su uso en interiores y en exteriores por ejemplo grabación individualizada de chapas identificativas para perros.

Realizamos grabado láser en metal para diferentes tipos de usos ya sea para publicidad, placas, piezas industriales o etiquetas.
Este tipo de grabado se realiza mediante la generación de un rayo láser muy potente que permite, gracias a un sistema de espejos de alta precisión, actuar contra la pieza e incidir en el material. En la zona afectada por el rayo se consigue una alta densidad lo que provoca la deformación del material. De esta manera, el láser crea diferentes capas mediante la erosión del material y de este modo se obtiene los relieves y dibujos requeridos, consiguiendo un grabado láser de alta calidad.
El grabado por láser es un proceso poco común o no convencional que facilita la mecanización de piezas complejas y pequeñas. Una de las ventajas de este tipo de grabado es la posibilidad de trabajar casi todo tipo de materiales independientemente de su dureza, desde aceros, cerámicas hasta metal duro, silicio, etc. Además, como este proceso se produce gracias a una fuente de energía que incide en la superficie del material, no hay desgastes de la herramienta.
Otro de los puntos positivos de la tecnología de grabado por láser es que permite el mecanizado de figuras y piezas de tamaño reducido, lo que facilita la realización de formas geométricas que por métodos convencionales serían difíciles de obtener.
Gracias a este tipo de grabado se aprovecha mejor el material y permite más flexibilidad y automatización ya que no precisa cambios de herramientas, solo modificaciones en el programa informático. Además, las paredes de corte son perpendiculares a la pieza y paralelas entre sí, de manera que se pueden realizar cortes en cualquier dirección.

Materiales aptos para el grabado:

  • Laminados
  • Acrílico
  • Aluminio anodizado
  • Plástico
  • Papel
  • Piedra
  • Vidrio
  • Madera
  • Tejidos
  • Acero inoxidable